Archive for the author ·

redaccion

·...

Wired en el Reino Unido dedica su portada a la narrativa transmedia

3 comments

Sin acceso desde la red al artículo, la versión británica de Wired dedica su portada del número de agosto a la narrativa transmedia. Una imagen del artículo principal puede verse anexa gracias a @N-Aya.

Los fans construyen desde el blog el argumento de «Euskal Okelak», nuevo proyecto independiente vasco

2 comments

Dicen los creadores de Euskal Okelak ser hijos de la mala leche del siglo XXI que encarnan historias como South Park o Family Guy y pretenden desdibujar la Euskadi de las postales creando una película de zombies que debe tener referencias a las comedias de los ochenta. Declaran sentirse poco entusiasmados con la burocracia del cine y prefieren sacar adelante el proyecto trabajando con nada menos que ochocientas personas involucradas.

Uno de los personajes, Ane Frank, escribe un diario con su vida entre zombies en Facebook. En el blog del proyecto, se espera desarrollar «entre todos» el argumento. El reclutamiento del equipo artístico, técnico y la banda sonora pretenden hacerse también desde la red. Consideran que internet «es mucho más. Es un espacio donde gestar y desarrollar proyectos audiovisuales desde el principio hasta el final. Porque la gente no es un simple número de taquilla. Lo tenemos claro: sin el apoyo de la gente, esta película nunca podrá hacerse»

Por último, consideran El Cosmonauta un referente de su desarrollo.

Metaversos: transmedia onírico

2 comments

Firma invitada: Albano Cruz, @naikodemus

Validación emocional: @magdaredondo

Visual. Los gestos, las distancias, las grafías, los símbolos materiales. Auditiva. Los ruidos, el eco, la interacción entre objetos, la palabra. Olfativa. Perfumes, tierra mojada, el sudor, un horno de leña. Táctil. Un abrazo, un melocotón, el quicio de un puerta, el terciopelo. Gusto. Agua del mar, manzana, leche de vaca, miel. Sentidos, percepciones, comunicación. Mensajes en un canal, y el canal en el medio. De manera «natural» combinamos eso sentidos para intercambiarnos información entre nosotros. De una manera «artificial» tratamos de reproducir el proceso, pero por ahora nos quedamos en lo audio-visual, o lo olfativo-visual. Imágenes en movimiento con banda sonora, o libros en lo que rascar para que desprendan sustancias aromáticas. Quizás una buena comida una los cinco sentidos, pero desde luego sería una comunicación P2P, y desde luego, de un solo uso. Impráctico salvo que pertenezcas a los infames Borgia. E incluso no muy eficiente para ellos si se trata de una comunicación masiva.

Así que tenemos mensajes ceñidos a soportes con limitaciones. El mensaje queda acotado. Y a ese límite lo hemos bautizado como canal. Los libros, los cines, la radio. La web 1.0 como un libro algo más complejo al principio, y después con las bondades de CD-ROM multimedia colgado de un servidor cualquiera. Tras ello, la web 2.0: interacción directa emisor-receptor-emisor. En un bucle en el que a veces es difícil discernir quién informa y quién escucha. Quizás haya que remodelar la pregunta. Ya no es ¿quién es quien? Ahora es ¿cuándo es quien?. Transitamos entre estados. De productor de información para la red en un blog, a callado asistente en una conferencia, o ruidoso partícipe desde los tweets. O quizás todo a la vez desde una cuenta de algún repositorio de videos online.

La consolidación de la facilidad de manejo, verdadero artífice de la transición al etiquetado 2.0, ha despejado el velo de lo misterioso. Resulta que lo que antes sólo podían hacer unos lejanos e inaccesibles especialistas, ahora lo puede hacer cualquiera. Al alcance de todos están las herramientas. Podemos ser productores transmedia.

Tenemos la cultura. Tenemos la capacidad generadora. Tenemos las herramientas. Y tenemos los canales.

Ah, los canales. Ese tubo en el que introducimos el mensaje para que llegue a los demás. ¿Qué canales usar? Es una decisión a veces sencilla y rápida, y otras meditada y medida. Porque con la capacidad transmediática llega la posibilidad de imitar a la propia realidad. Como con los metaversos: esos entornos virtuales cuyas particulares características los convierten en metacanales, espacios virtuales en los que se pueden encontrar presentes esos canales que contemplamos como separados en la realidad cotidiana de carbono.

Nuestro día a día se enmarca en un metaverso, uno que hasta ahora no hemos contemplado como tal. ¿Por qué? Porque hasta ahora no podíamos tocar otros universos paralelos. Las únicas realidades emuladas que eran accesibles lo eran mediante la imaginación, la visualización interna de relatos, la admisión pasiva de historias externas en las que no podíamos intervenir. Si en nuestro metaverso tangible intervenimos activamente, en los virtuales ya podemos. Superan el umbral que nos permite ser agentes de las narraciones que transcurren en ellos. Reúnen en su marco comunicaciones simultáneas. Desbordan la definición de medio y se acomodan adecuadamente en la de entorno. Al metaverso podemos llevarnos nuestros procedimientos, estrategias e interpretaciones. Y esa simultaneidad comunicacional del entorno, hasta ahora el único, real.

Así que más como una extensión que como una particularidad, es natural ampliar nuestra narrativa al metaverso, y sumergir al receptor en el universo de nuestra historia. Inmersión, inmersión. Si la comunicación transmedia rodea al destinatario, y ve fragmentos y perspectivas distintas emanando de la televisión, los cómics, la radio, la publicidad, la Red… en un metaverso podemos replicar esa misma estructura a voluntad con dos características más. Podemos desconectar a nuestro interlocutor de la realidad de carbono y conectarlo a nuestro entorno, y podemos darle el poder de realinear los eventos narrativos, de cambiar su importancia y peso, y de ser parte activa en el motor de los hechos. Para que eso suceda en el mundo real, hemos de romper la barrera del canal, y trasladar lo comunicado al entorno que alberga los medios y canales. En un metaverso, no. No necesariamente. Podemos emplearlo como un canal más, explotándolo parcialmente, o restringir la historia a ese entorno, o podemos combinar el metaverso de carbono y el electrónico para crear una realidad mixta y entremezclada que amplíe los límites de nuestra percepción como hasta ahora sólo sucedía de manera individualizada. En los sueños.

Enlaces complementarios:
Introducción a sl
Metaverso

Créditos: la imagen pertenece a la galería de Dean Terry distribuida con licencia CC

Cómo usar el concepto transmedia para superar la idea de campaña en publicidad

3 comments

Artículo de Stephen Byrne en la edición australiana de Digital Ministry. Empleando como ejemplo las campañas publicitarias antitabaco, Byrne traza un escenario para superar el tradicional concepto de «campaña» propio de la publicidad tradicional para incidir en cómo la incorporación de los nuevos medios es ahora una forma de mejorar el proceso comunicativo para incidir realmente en los cambios de conducta:

En un caso de campaña de branding de marketin social como la australiana Quitnow, los medios de display tradicionales se emplean exclusivamente para enviar los mensajes principales a los targets esenciales. Pero, en ocasiones, la radio, las relaciones públicas, el activismo y los nuevos medios sociales pueden ser más activos al emplears para lograr una involucración verdadera y conseguir el cambio de conducta.

Byrne señala, asimismo, como juna estrategia transmedia permite la renovación constante de la marca.

Narrativas trasnsmediáticas en el Báltico, workshop con Carlos Scolari

2 comments

Carlos Scolari participará en un seminario sobre narrativa transmedia en la escuela de cine de la Universidad de Tallin, Estonia. Entre otros elementos, Scolari se propone organizar «un taller dedicado a poner en práctica estrategias para expandir relatos a través de múltiples medios, lenguajes y plataformas. Trabajaremos con relatos breves -no descarto algún cuento de Borges o Cortázar- para después expandir sus mundos narrativos y abrir el juego a los usuarios».

Jeff Gómez: «Transmedia no son sólo herramientas de marketing»

1 comment

En el pasado mes de junio, el pionero de la narración transmedia, Jeff Gomez, realizó un seminario para Kidscreen, una publicación especializada en el entretenimiento para niños, en el que explicó las claves de la narrativa transmedia. Con sentencias como «el transmedia no es un privilegio, sino una responsabilidad», Gomez argumentó en contra de la creencia de concebir el transmedia como herramientas de marketing.

Se mostró, a su vez, favorable a políticas de propiedad intelectual que permitan a los fans contribuir a la creación de contenido pues incrementa las posibilidades de longevidad del contenido.

(via Tubefilter)

La industria juguetera norteamericana tras el potencial del transmedia

3 comments

Un interesante artículo («La narrativa Transmedia entreteje poderosas conexiones de marca») en la página de apertura de la Toy Industry Association: «Esperen ver un mayor uso de juegos y rompecabezas en dispositivos móviles, un mayor uso de interacciones táctiles… sobre todo para la gran pantalla de las aplicaciones de iPad y en kioscos dentro de las tiendas y en eventos. Busquen interfaces geolocalizados (como búsquedas de tesoros y reuniones fans en parques, centros comerciales y en zoos) y acelerómetros que involucrarán en formas que conectarán de manera única al consumidor con la marca».

El artículo se complementa con interesantes ejemplos de relación de la industria juguetera con Hollywood: desde Toy Story en todas sus ediciones a Kun-Fu Panda o las experiencias de Mattel.

Globo crea su departamento transmedia

7 comments

TV Globo, el líder omnipresente de la televisión brasileña, acaba de anunciar la creación de un departamento transmedia. El departamento reporta directamente a la dirección general y deberá establecer procesos diferenciados y coordinarse con el resto de departamentos.

Jeff Gómez explica cómo puede vender cualquier cosa con una buena historia… transmedia

1 comment

Entrevista a Jeff Gómez en Bnet en la que explica su filosofía de trabajo para convertir grandes historias en franquicias de contenido y marcas de consumo. El hombre responsabilizado de desarrollos para Piratas del Caribe o Avatar, uno de los grandes responsables de la creación del crédito para el productor transmedia, afirma que su primer paso es «conocer cada porsible detalle del universo de ficción, no únicamente lo que la audiencia va a ver. Creamos lo que yo llamo mitologías, libros ilustrados que contienen cientos de páginas con detalles de la narración y descripciones».

Añade una clave que considera esencial: «En el proceso, vamos en busca de algo que sería cómo ‘¿cuál es la conexión entre este mundo ficticio y la audiencia?’, el gancho que hará que la gente se involucre con el contenido. Si no se entiende ese mensaje, no seremos capaces de extender la historia a otros medios».

Kickstarter crea su festival de cine

1 comment

Kickstarter, el servicio web de crowdfunding (recientemente notorio debido al caso Diaspora), anuncia hoy en su blog la próxima celebración de un festival de cine con proyectos que buscan financiación mediante su servicio. La particularidad es que se celebrará en el tejado de un destacado un edificio de Brooklyn, Nueva York (en la imagen). Además de las proyecciones de los proyectos que están todavía en busca de financiación, se ha empleado a otras compañías que emplean el servicio para dotar de servicios y amenidades al evento.